¡Boda en el Falla!

0
691
Boda en el Falla

La sesión comenzó con un merecido minuto de silencio por el fallecimiento del locutor Enrique Treviño, quien posee el récord de concursos retransmitidos, un total de 52. Tras este pequeño homenaje llegaron las coplas, en una correcta función en la que destacaron tres agrupaciones: el coro de Valdés, la chirigota de Cárdenas y Peñalver, y la comparsa de Chiclana de la Frontera.

Los que mueren por salir con el gordo (el de la lotería de Navidad) hicieron reír de principio a fin con un buen repertorio y una entretenida actuación. Brilló el segundo tango, preciosa letra en donde nos narran los sentimientos que tienen ellos el domingo de piñata cuando saben que el carnaval se acaba y el coro va de recogida. “Nuestro único consuelo es que mañana empieza el año que viene”. Bonita melodía la del tango. Desternillantes cuartetas en el popurrí.

Tras el coro llegó la comparsa algecireña Los chivatos del mundo, alegoría sobre la prensa escrita. Muy digna actuación la de esta agrupación, con una buena presentación y un popurrí que no decae. Sobresalió el primer pasodoble sobre la censura y la represión, y el segundo cuplé, en el cual nos dieron la razón por la que los chinos se llevan tantas medallas en las Olimpiadas. La música del pasodoble finaliza demasiado aragonada.

Grandes sensaciones las que dejó la comparsa de Chiclana de la Frontera, Los prodigiosos. En sus filas vemos a Agustín ‘Zoleta’, todo un reclamo para los carnavaleros. Estos científicos agradaron con un repertorio trabajado que destacó en el segundo pasodoble, donde se declara el amor a las tres mujeres que se puede tener en la vida de un hombre: su madre, su amante y su hija. Sin embargo, bajo mi opinión creo que debieron optar por otro primer pasodoble. Presentación y popurrí, eso sí, a la altura de la actuación, que fue muy buena. No parece que vaya a ver sorpresas y volveremos a ver a esta comparsa en el siguiente pase.

La chirigota de Alcalá de Guadaíra actuó a continuación. Mete a mi niño representaba a esos padres en las gradas que gritan al entrenador que saque a jugar a su hijo futbolista. Gran idea y bien representando en la puesta en escena, aunque en la presentación faltan golpes de humor. Muy necesario el primer pasodoble, que  denuncia la violencia ejercida por muchos padres en los campos de fútbol donde juegan sus niños. De actualidad y bien metida al tipo.

El segundo cuplé sobre las actividades que realizan mientras se encuentran en el baño es mejor que el primero. En el popurrí abundan los chistes sobre Manolito, el niño que tienen de postulante, aunque algunas cuartetas son bastantes mejores que otras. Elegante cuarteta final, que también es muy necesaria. Chirigota bien cantada e interpretada. Estos alcalareños han entretenido al público, pero les ha faltado algo más de humor.

Desde Camas llegó Los estrellitas, la comparsa de David Aparicio. Astrólogos que se suben a su azotea para contemplar el cielo y sus estrellas. También digna la actuación de estos cameros, aunque se aprecia que el grupo, que canta estupendamente, está por encima de las letras. Esto es flagrante en la tanda de cuplés o en el primer pasodoble.

Y para cerrar función, una boda. En la cual las protagonistas fueron unas señoras, vecinas del novio, que se colaron en el convite, algo que hacen habitualmente. Las listas de boda nos hacen reír desde la presentación, donde nos explican que el quejío que metió el Pellejo cantándole en la puerta de la iglesia a los novios duró tanto que cuando finalizó, los recién casados ya habían vuelto de la luna de miel. Pasodobles con el ritmo del 3×4 como seña de identidad, la primera letra de piropo y la segunda de crítica hacia los jóvenes gaditanos que no se involucran con su ciudad.

En la tanda de cuplés destacó el primero, sobre la tremenda delgadez de la reina Leticia. Así como el estribillo. Qué arte. El popurrí es donde la agrupación pega con más fuerza y explotan el tipo con las distintas experiencias que viven durante el convite. “10 euros menos”. Muy buena chirigota, que provocó las enormes risas entre el público. A ver qué repertorio nos espera de estas coladas en cuartos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here