Saltar al contenido
Codigo Carnaval

Noly, el Beethoven de Cádiz

Noly

Contaba en su libro Juan Carlos Aragón, que Cádiz era un mundo diferente, y que dejar la creación en manos de alguien que no entiende de música ha sido el motivo por el cual una quimera como la tacita de plata tenga este son divino.

Quizás, Cádiz hubiera sido perfecta ubicarla en el mar Caribe, donde la prisa no usa reloj, y el tiempo parece detenerse.

Aún así, Cádiz ha sido siempre una enorme placenta de grandes poetas, pero sobre todo, de grandes músicos, y aquí entra alguien inigualable: Manuel Sánchez Alba ‘Noly’

Noly es uno de esos gaditanos tocados con el don de una varita mágica, un simple mortal capaz de entonar músicas tan celestiales como si de los mismos dioses se tratase.

Porque para entender el Carnaval de Cádiz, hay que entender también su música, y las músicas de este gaditano, llevan incrustadas todo el verdín de las piedras de La Caleta, resonando a un Cádiz vetusto, un Cádiz de las gargantas de los que ya no están, de padres y abuelos.

El pellizco, el piano, el trío, el remate…todo fluye, e imaginamos aquellas notas musicales danzando en el pentagrama al mismo ritmo que lo hacen las barquillas, en un bamboleo suave, como la abuela que mece la cuna de su nieto con un tanguillo en cualquier cuarto del barrio de La Viña.

Noly representa la idiosincrasia de Cádiz

Es muy posible, que el forastero no llegue a entender la idiosincrasia de Cádiz, de como un hombre sin estudios de solfeo, con sus luces y sus sombras de alegrías y miserias, es capaz de componer semejantes melodías en su vieja guitarra.

¿Cómo entender, que tantísimo talento que se derrocha en Cádiz no es aprendido, sino ‘mamao’? Quizás, querido amigo, ahora tome más sentido para tí aquella frase de ‘Esto es Cádiz, y aquí hay que mamar’.

Cádiz puede presumir de tener su propio Beethoven, un genio loco por el levante, por su gente y por su carnaval, el capitán de la eterna mojarra que con sus manos de sal es capaz de embaucarnos cada año con melodías divinas.

Y no, no hay que esperar mucho más para que uno de los mejores músicos de Cádiz y de su carnaval reciba los honores a la altura de su talento, el hombre que supo componer la banda sonora de muchos de nuestros momentos más felices.

error: