Pasodobles inéditos de Juan Carlos Aragón

0
2485
Juan Carlos Aragon-codigo-carnaval

Como en una lucha de poder, el recuerdo y el olvido fraguan batallas a cada instante ajenos al trasiego de nuestras vidas e inquietudes. En rincones polvorientos queda la copla, la que un día se cantó desgarrada y caliente en las cuatro esquinas de un local cualquiera y hoy se ve desterrada de la memoria, otras coplas por circunstancias diversas ocuparon ese lugar y tuvieron la repercusión que ellas no tuvieron.

No queríamos dejar pasar la oportunidad de dejar entre los rincones y bambalinas de un frío local de ensayo aquellas coplas de Juan Carlos Aragón, un poeta que siempre dijo más entre líneas de lo que calló su guitarra. Espero disfruten con la recopilación de los pasodobles ineditos de Juan Carlos Aragon.

De bohemios, franceses y patriotismos

En un principio la comparsa ‘Las noches de bohemia’ (2010) llevarían un marcado acento francés, ya que irían representando a un bohemio parisino. Finalmente se desestimó esta opción. Este pasodoble refleja la diferencia entre el patriotismo francés y el español en una crítica ácida e irónica del puro estilo Juan Carlos en una letra que no aparece ni en el cd, ni el libreto.

Muy orgullosos de la historia parecen los españoles
porque ven a los franceses y se ponen a cantar:
«con las bombas que tiraban los fanfarrones
se hacen las gaditanas los tirabuzones»,
y no es más que la rabia por no haber tenido una patria como las demás.
Y quién será más fanfarrón,
el tonto que presume en el chiringuito
que gana el tour de Francia un españolito
y cuando suene el himno de su nación es el de Dinamarca.
Mucha vergüenza torera pero tu bandera la tienes guardá
por si en tu barrio te ven y te acusan de facha
pero aguantando ikurriña, senyera y silbidos a tu majestad
hasta en la propia final de la copa de España.
Tú no sabes de los sentimientos que llevan por dentro los hombres patriotas,
en España ahí van los enemigos, pueblos desunidos y una patria rota.
El catorce de julio que quieras te llevo a que veas las celebraciones
de una nación progresista, sin terroristas ni fanfarrones
y cuando oigas la Marsellesa y sus bellos compases
a ver quién se hace, a ver quién se hace los tirabuzones.

Catastróficamente romántico

Pasamos al año 2013, con Catastrophic Magic Band pudimos ver a un Juan Carlos más romántico, y como ya nos encandilara con letras de Los Americanos, Los Inmortales o Araka en el CD nos deja una pieza romántica que no debemos de pasar por alto. Toda una oda al amor.

La pobreza de los pobres no es la misma que la nuestra
que ni a ti ni a mi nos cuesta la palabra y el amor.
Ni nos cuesta una comparsa que cante coplas como esta,
una de amores y una de protesta, y viva la revolución.
Que se coman los demonios a los dioses,
que se coman los demonios a los dioses,
que nos miren las estrellas y la luna ni te roce
ese pelo sin peinar y alborotado,
sobre tus ojos alumbrando
mi reloj en la pared.
La luna haciéndonos café,
y el sol llamando al otro lado,
sabiendo que tampoco hay ya necesidad de amanecer
tan temprano ¿para qué?, si nuestro amor no cobra el paro.
El pobre es el que vive en la pobreza,
y a ti y a mí en nuestra mesa,
no nos caben más los besos.
El mundo no se enfadará por eso,
porque chupándonos los huesos,
mantenemos su riqueza.
El pobre es el que tiene menos de lo que le piden,
y el rico es el que vive de lo que nunca se gasta,
y fabricando tu y yo un amor cada noche y en cada nación
ya tenemos los dos una inmensa fortuna que nunca se acaba,
porque a ti no nos pueda la palabra y el amor,
lo demás no vale nada!!

Mensaje críptico para el análisis

En esta ocasión, hacemos un alto, continuamos con ese romanticismo y volvemos a Las noches de bohemia en un pasodoble que se cantaría en la final si el grupo hubiese llegado a ella. A primera impresión, este pasodoble puede parecer -y lo es- una especie de segunda parte o continuación del famoso ‘yo me enamoré de ti’ de Los Inmortales, las musas que regresan cada año y que le sirven de inspiración al poeta. Pero no nos quedemos simplemente con el envoltorio, analizando frase por frase encontramos retazos de muchas de sus obras o que hacen referencia a ellas, una oda romántica también a ellas en forma de homenaje.

Hace siglos que este vino,
libertino y compañero,
no se derrama en tu vientre
de caliente humanidad.ay,ay,ay (El vino es inteligente, Los ángeles caídos)
hace tiempo que nadie nos dice te quiero,
ni sabemos de la última vez que nos vieron.
Caminando por la calle
y hablando de los detalles de nuestra ciudad. (Yo no le temo al castigo, Los ángeles caídos)
Qué tiempo hace que los dos
nos curamos las llagas de nuestros labios,
con esos besos lentos y abandonados
que el carnaval de Cádiz nos enseñó
dejando que sonara…..(De todas las que yo vengo a verte, Los parias)
Los comparsistas rivales,
malditos canallas celebran que ya,
no me visita la musa de los inmortales.
Pero no saben que amores que son inmortales (Los condenaos, presentación)
no tienen final (Los parias)
y que las musas regresan por los carnavales.
Y al amanecer esta mañana
he visto en mi ventana una golondrina, (Si a mi ventana, Los Americanos)
que en su pico radiante llevaba tu desenclavada corona de espinas.
Y revuelto mi cama caliente y tu risa indecente sonaba a mi lado,
y he celebrado tu vuelta
como poeta y gaditano. (Los parias)
Y que rabien de envidia las musas de los carnavales
y dile a tu pare
y dile a tu pare que tengo tu mano (Yo me enamoré de ti, Los inmortales)

No estuvo la radio, pero si sus gargantas

En la comparsa El Golfo de Cádiz un conflicto económico con las radios impidió que se radiaran las preliminares. Juan Carlos les dedicó este pasodoble a sus ‘amigos’ del foso. Esta copla no aparece ni en el libreto ni el cd.

El Juan Carlos más canalla

Los antesdeayesterday supusieron una liberación para el autor, el encorsetamiento de la comparsa le había apartado de aquello que tanto le dio y le hizo tan feliz, la chirigota. Colaborador de muchos autores en letra, le llegó la oportunidad con parte del grupo que tuvo Manolín Gálvez y se explayó bien. En el cd nos dejó un pasodoble inédito a la famosa ley del tabaco.

Sin tabaco el mundo ahora va a ser diferente
los bomberos no tendrán incendios a los que acudir
el planeta por fin estará mucho menos caliente
y los escupitajos tendrán muchos menos verdín
sin tabaco va a estarse mejor en todos los trabajos
y así nadie se podrá quejar de que el sueldo es más bajo
sin tabaco no habra terremotos porque se supone
de que están provocados a adrede por muchos cabrones
que fuman en los volcanes y tiran los colillones
el lendakari del país vasco incluso se atreve a adelantar
que ha mantenido conversaciones con batasuna pa negociar
un alto el fuego definitivo que supondrá un largo periodo de paz y calma
y que si ya no fumamos
ETA entregará las armas
y además ya seguramente la gente nunca se morirá
aunque hay un problema que dudo mucho se solucione
y es que si somos eternos
como va a hacerlo el gobierno pa pagarnos las pensiones
ya no tendrán los no fumadores que denunciar a los fumadores
y así por fin se evitará que en España haiga otra guerra civil
de la crisis no hemos hablao
porque el tabaco es lo que de verdad nos tiene preocupaos
lo de la crisis solo es una de las muchas tapaderas
para evitar la verdadera situación que se ha creao
y si en España se fuma todavía demasiao
será que no hay tanta crisis
crisis que se han inventao
cuatro hijos de puta, cuatro hijos de puta que siguen paraos
que ni tienen vergüenza ni tienen de na
empezad a trabajar y dejad de fumar
cuatro hijos de puta, cuatro hijos de puta que siguen paraos
siguen paraos

Los comparsistas se la dan de artistas nos dejaron dos bombazos ocultos

‘Los comparsistas se la dan de artistas‘ no fue una comparsa que agradó o mejor dicho caló en el público, sin embargo nos dejaron unas letras muy al nivel como siempre nos tienen habituados. Dos pasodobles que irían en la final y se cantaron en el local de ensayo en la presentación de la comparsa a la familia. Uno a los banqueros, el otro a los sudamericanos que se incorporan al ejército español.

Siempre recordaré la noche de aquel día
en que me vi sin plata y entré en un cajero,
Y me encontré a un mendigo tirado en el suelo,
Con un cartón colgando, donde se leía:
– dénme algo, por favor, que no tengo dinero.
Y el cajero me puso INTRODUZCA SU CLAVE.
Y le dije al cajero que nunca en la vía
mientras que un hombre tenga por cama la calle,
de aquí no saldrá más una peseta mía.
Y amanecía cuando una doncella
de uniforme apareció,
despertó a mi amigo el mendigo y le gritó ¡pa fuera!.
Dio un fregonazo y dijo sinvergüenza,
huele a hombre, a vino y a sudor;
Cuando venga el Señor Director, de esto, coño, se entera!.
Y el Director llegó con su cartera
y dije, esta es la mía, no pasa otro día,
mendigo, aquí tiene al que empeña los bienes de nosotros dos.
Y encima lleva chaqueta, camisa y puñeta,
y abrigo y corbata y colonia barata, que huele peor.
Mas Yo no soy pobre porque el Cielo a mí me ha dao
Vino, pan, amigos, tierra y canto y mares por cuatro costaos.
Pero este Cielo, solidario nunca ha sío:
Y si un día no comemos, es que ya se lo han comío.
Y amigo mendigo, mira a ese mamarracho
que solo en su despacho se pone a firmar:
Es el que, sin miramientos, está empobreciendo a toa la humanidad.
Saca del zurrón la faca y asusta al banquero,
pónsela juntito al cuello y hazlo temblar,
igual que a fin de mes nos las ponen los bancoy
llegamos temblando y rogando dinero.

SEGUNDO PASODOBLE

Maldita fue la hora en que a vos defendí,
negro, mestizo, indio, charrúa y mulato,
Por ser un inmigrante que sufre mal trato,
arriesgando mi nombre en mi propio país
por causa de te causa en la que me retrato.
Maldita fue la hora en que muchos de ustedes
llegaron a la patria que os robó la historia
en busca de una plata que no se merecen
los que por esa plata a su pueblos traicionan.
Otra vez viá tener que recordaros que el ejército español
hizo la barbaridad más grande en vuestro continente.
Y que después de aquellos cuatro siglos de masacre y de explotación,
al ejército español lo engorda vuestra misma gente.
Yo os esperaba un poco más decentes
Y por un sueldo de mierda, a derecha a la izquierda,
a su odden, sargento, y me voy tan contento
para Afganistán.
Con el fusil en la mano, sudamericano,
tú que haces allí, que ése no es tu país y te van a matar.
Y no me vengas con que esto es un trabajo,
Que cualquier sudaca que ponga ladrillos te manda al carajo.
Y como hombre, combativo y militante,
prefiero quedarme pobre que morir dentro de un tanque.
Y si dices que es una misión humanitaria,
explícame qué entiendes por humanidad,
vigilando que el petróleo que roban los yanquis se vaya pallá.
Y si tu ametralladora es revolucionaria
y sólo quieres usarla a favor de la paz,
Vuelve a tu continente, que hace falta gente
que sea tan valiente como el Ché Guevara.

Hasta aquí la primera parte de este especial, os esperamos en la próxima entrega con muchas más letras que Juan Carlos tiene guardadas y que os traeré para el disfrute de todos.

Foto de portada: Ana Jurado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here