Una chirigota con clase, el boom de 1996

Todos los autores o grupos en el Carnaval de Cádiz tienen una obra culmen. Un olimpo, un techo que siempre será recordado como un antes y un después. Para la chirigota del Love, sería ‘Una chirigota con clase’.

El proyecto comenzó en 1995, de cara al siguiente carnaval. El grupo había sido ‘Los hombres de Neardenthal, hola que tal‘, obteniendo el tercer premio en la Gran Final.

Para 1996, el grupo estaría compuesto por los mismos componentes. En esta ocasión, sería José Luis Bustelo quien se haría cargo de la autoría, junto a la clásica colaboración de Chico Cornejo y varios componentes, algo habitual. Y es que, para los que aún no lo sepan, la chirigota del Love no se caracterizó por llevar un autor determinado a lo largo de su trayectoria, han sido muchos los que han puesto su granito de arena en cada momento, incluidos los propios componentes.

Un año prolífero para las chirigotas

Pero hablar de 1996, es seguramente hablar de uno de los años más prolíferos en el manantial de la modalidad de chirigotas.

A esa Gran Final, a la que también accedieron Love y los suyos, se tendrían que ver las caras con agrupaciones como ‘Los bordes del área‘ de Yuyu, ‘Las marujas‘ de Selu o ‘Los guiris‘, de un jovencísimo Juan Carlos Aragón.

A buen seguro, que cualquier otro año, cualquiera de ese ramillete de chirigotas hubiera sido un primer premio tranquilamente, pero ahí estaban las 4 teniéndose que batir el cobre a base de carnaval. ¡Bendita batalla de coplas!

Manolo Cornejo pasó a ser Don Adolfo para siempre

Don-Adolfo-Una-chirigota-con-clase

Aquel año, la dirección pasó a manos de Manolo Cornejo, que interpretaría al profesor de aquella clase de niños revoltosos: Don Adolfo.

La repercusión mediática que tuvo aquella chirigota, con aquel profesor haciendo esas pequeñas mini-parodias hicieron ganarse el cariño sublime de todos los carnavaleros, para acuñarle al bueno de Manolo el mote de ‘Don Adolfo’ para siempre.

Una chirigota con clase y su llamativa puesta en escena

Aquella puesta en escena llamó mucho la atención, aquellos niños sentados en aquellos pupitres gigantes, el pizarrón y la dinámica figura de Don Adolfo le añadió un plus más a aquella escenografía.

Y es que por entonces, las grandes puestas en escenas todavía no estaban a la orden del día, y aquella creatividad a buen seguro que le hizo ganar muchos más puntos a la hora de entender y simpatizar con el personaje.

Y es que en muchas ocasiones, las cosas más simples son las que más triunfan, como ocurrió con ‘Los Piratas‘ de Antonio Martínez Ares. ¿Quién no ha vivido en alguna ocasión las vivencias de aquel aula? ¿Quién no se ha disfrazado de pequeño de pirata? Pues ahí está la clave. El público empatiza con la chirigota desde que se abren cortinas.

Pero no fue fácil, y si bien cuentan varios componentes de la agrupación, que a pesar del éxito de su repertorio a lo largo del concurso, la gran competitividad de aquel año, no fue hasta el fallo del jurado cuando la chirigota del Love estalló de emoción al conseguir aquel incontestable primer premio.

Un auténtico fenómeno viral en 1996

Aquel repertorio era absolutamente redondo, mostraba la risa más voraz en los cuplés y en las cuartetas del popurrí o presentación, mientras que en los pasodobles, Bustelo sabía darle gran pellizco de compás a unas letras muy buenas, como la reivindicación de Los Reyes Magos frente a Papá Noel, con aquel trío haciendo redoble con los lápices en el pupitre…¡aún se nos eriza la piel!

Y es que esas chirigotas que consiguen enganchar a niños, consiguen enganchar a padres con ella, y aquel 1996, vivimos un auténtico fenómeno viral.

Una chirigota con clase se convirtió en todo un movimiento social y cultural, que contaba con una legión de seguidores a su paso. Todos querían oír y ver aquella agrupación, llenando cada escenario y cada plazoleta.

Y es que aquella vorágine les llevó a agotar todas sus cintas de cassette a escasos 400 metros de echar a andar la cabalgata del Carnaval de Cádiz, llegando incluso a actuar en lugares tan (por entonces) peculiares como Santurce o en el programa ‘La Parodia Nacional‘ de Antena 3.

Deja un comentario

error: Content is protected !!